Equidad y género
Diversidad Sexual

En Tlalpan, en el mes de junio se conmemora al novelista Luis G. Inclán.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Carlos Zugasti
Consejo de Cronistas de Tlalpan

Picture3

E

ste personaje nació el 22 de junio de 1816, en el Rancho de Carrasco, Tlalpan. *

 

Fue hijo de María Rita Goicochea y de José María Inclán, y fue bautizado ese mismo año en la parroquia de San Agustín de las Cuevas, Tlalpan, con el nombre   de José Luis de Jesús Inclán Goicochea.

Ingresó a la Escuela Real de la Ciudad de México, dirigida por Miguel Sánchez Alcedón. Posteriormente al Seminario Conciliar en el que estudio Filosofía y Latín Básico, dos años después de dicho ingreso abandonó sus estudios y se enfrentó a las fricciones con sus padres, como reprimenda su padre, lo envió a trabajar al Rancho de Carrasco, propiedad del Bachiller José María Carrasco, que en ese momento pertenecía a la Hacienda de Coapa.

Posteriormente su padre lo mandó a trabajar en labores agrícolas y al cuidado de animales en una hacienda enclavada en el Valle de Quencio, en la tierra caliente en el Estado de Michoacán.

Como antecedente de su trayectoria laboral se considera importante su estadía en Las haciendas de la Teja de Santa María, de Chapingo y Tepetongo.

En ese periodo de su vida contrajo matrimonio de la señora Dolores Riva y López en la capilla de Tepetongo, Michoacán, con quien tuvo dos hijos, al fallecer ésta, se volvió a casar con Petra Zúñiga y Negrete procreando tres hijos.

En 1847, durante la intervención armada del ejército estadounidense en nuestro país, parte de sus propiedades de sus propiedades fueron destruidas, ya que una de sus haciendas próxima al rancho que servía de guarnición a las huestes del ejército mexicano fue atacada e incendiada por dichos invasores en su paso hacia San Diego, Churubusco.

En 1854 compró la imprenta de Estampas y litografías de San José, que se dedicaba principalmente a la impresión de estampas religiosas.

Inmerso de alguna manera en la edición de impresos y en contacto con libros decide escribir varios cuentos y sobre todo novelas costumbristas derivado todo esto de sus experiencias personales durante sus estadías en las haciendas de Michoacán.

Entre su quehacer literario destaca su novela Astucia, los charros contrabandistas de la Rama.

Su libro Ley de gallos y Pepita la planchadora, Los tres Pepes. En las que narra sus experiencias derivadas de las peleas de gallos que se realizaban en San Agustín de las Cuevas. 

Su novela Recuerdos de Chamberin, la escribió utilizando como protagonista a uno de sus caballos además de sus novelas escribió varias plaquetas de poesía.

Como impresor su trayectoria es notable ya que edito más de treinta libros, entre cuentos, novelas y cuadernillos de poesía.

Cabe mencionar que en su novela más conocida su protagonista es el Coronel Astucia, en la que narra con detalle los sucesos de un grupo de campesinos a los que identifica como charros que se dedican al contrabando de hojas de tabaco, ya que en ese entonces la comercialización de esta materia prima debía de subsanar muchos controles como permisos, registros con diversas autoridades y a través de aduanas.

En su momento esta novela realizada en su taller integró varias litografías que ilustran las Aventuras de Lencho y su banda, de Pepe el diablo, del tapatío, de Tacho Reniego, Chepe Botas y el Charro Acambeño quienes son sus protagonistas.

Sus novelas no persiguen la creación literaria como tal, sino que en sus narraciones utiliza el naturalismo en el lenguaje, aunque sin embargo esas ediciones muestran el acontecer histórico de los trabajadores del campo inmersos en la problemática dentro de las haciendas. Sus personajes los reúne para transgredir la ley y d abatir la problemática de la cotidianidad.

 Sin duda toda su labor literaria nos muestra un México al final de siglo décimo octavo y umbral del décimo noveno a través de sencillas muestras de natural relación de acontecimientos.

Luis G. Inclán fallece en 1875 en la Ciudad de México, a la edad de 59 años y es sepultado en el Panteón de la Piedad y posteriormente lo exhuman para colocar sus restos en la Rotonda de los hombres ilustres en el Panteón de Dolores.

*Como un reconocimiento a su labor literaria Tlalpan substituyó el nombre de la antigua calle del Rastro, por la de calle de Luis. G. Inclán en la colonia Toriello Guerra.

Mapa de sitio

Tu alcaldía
Comunicación
Transparencia

(55) 5483-1500 | Emergencias: 911

Plaza de la Constitución No. 1,
Col. Centro de Tlalpan, C.P. 14000.

Web premiada con el Premio Internacional OX

Contáctanos

Inscripción

Hola, a continuación llena tus datos para realizar la inscripción.

Elige el lugar donde quieres tomar el curso