Equidad y género
Diversidad Sexual

Signos Tempranos de Transtorno Autista (TEA)

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
autismo

Prestar atención al desarrollo de tu bebé permite detectar condiciones como el TEA.

  • El TEA tiene dos grandes características:
  • Alteraciones en la comunicación e interacción social
  • Conductas repetitivas e intereses restrictivos. Algunos casos con alteraciones sensoriales.
  • El desarrollo es un proceso de cambios continuos. Las conductas atípicas relacionadas con TEA pueden ser diferentes en cada edad.

6 meses

Los signos no siempre son claros. Puede haber conductas como:

  • El niño no realiza sonidos dirigidos hacia otras personas.
  • Muestra poca atención al ambiente y a las personas.
  • Problemas motores: aún no sostiene la cabeza.
  • Es más pasivo que otros niños.
  • No extiende los brazos cuando un cuidador quiere cargarle.

  • De los 7 a los 11 meses

  • No voltea cuando le llaman por su nombre
  • El contacto visual es reducido
  • Hay poca vocalización en respuesta a los sonidos de otras personas.
  • No señala para mostrar interés o pedir algo.

  • De los 12 a los 14 meses

  • Comprende pocas palabras
  • Produce pocos gestos y palabras (p.e., no dice “mamá” o “papá”).
  • Poco interés y muestras de afecto a otras personas.
  • Hay poca imitación.
  • Se le dificulta jugar apropiadamente con juguetes
  • Se mantiene “absorto” observando objetos, le es difícil desengancharse.
  • Muestra reacciones aumentadas de estrés.
  • Aparecen movimientos repetitivos (como aletear con las manos).

    A los 14 meses
  • Mira por poco tiempo a los rostros
  • Conductas repetitivas motoras: balancearse, aletear. Puede estimularse con objetos (por ejemplo, frotarse).
  • Al no responder al nombre, puede haber preocupación de los cuidadores por aparentes problemas auditivos.

  • A los 18 meses

  • Le cuesta trabajo seguir la mirada de otra persona y usarla como pista para mirar a un objeto.
  • Poco uso y comprensión de palabras y frases de dos palabras (como “mamá-come”).
  • Hay conductas sensoriales atípicas: huele objetos, se queda observando figuras o sus manos, busca sentir texturas.
  • Juega de manera atípica. Usa de manera poco convencional objetos como coches de juguete, juegos de té, teléfonos de juguete, etc. No les da el uso destinado (por ejemplo, no “hace como” que contesta el teléfono).

  • Preguntas importantes

     

    ¿Esto se presenta en todos los niños que son diagnosticados con TEA?

    No. Se presenta en una buena parte de los niños, pero cada caso tiene sus particularidades.

    De hecho, algunos niños presentan una “regresión”. Es decir, se desarrollan de la manera esperada, pero entre los dos y cinco años pierden
    habilidades adquiridas, como de lenguaje, comunicación e interacción, sin una causa aparente. Posteriormente, llegan al diagnóstico de TEA.

     

    ¿A qué edad se puede diagnosticar a un niño con TEA?

    Con las valoraciones adecuadas, como la Escala de Observación Diagnóstica para el Autismo – 2, podemos detectar el RIESGO de presentar
    TEA desde los 12 meses de edad.

    Desde los 31 meses, dependiendo de las características, podemos dar un diagnóstico formal.

     

    Antes del diagnóstico formal de TEA, ¿podemos intervenir?

    Claro. Existen modelos de intervención para niños con sospecha de TEA, desde los 12 meses. Además, podemos estimular el desarrollo de los
    niños desde los primeros meses. Un especialista podrá orientarte en los procedimientos de diagnóstico e intervención.

    Mapa de sitio

    Tu alcaldía
    Comunicación
    Transparencia

    (55) 5483-1500 | Emergencias: 911

    Plaza de la Constitución No. 1,
    Col. Centro de Tlalpan, C.P. 14000.

    Web premiada con el Premio Internacional OX

    Contáctanos

    Inscripción

    Hola, a continuación llena tus datos para realizar la inscripción.

    Elige el lugar donde quieres tomar el curso